El momento ha llegado, no tenemos escapatoria… piénsalo, la semana que viene ya es nochebuena!. Otra vez está aquí todo el mogollón de la Navidad. Cerrar los ojos y hacerse el muerto no te va a servir para nada. Lo mejor: Dejarse llevar por La Navidad, pronto pasará… GENIAL!.