Asesinan a dos mujeres y utilizan los cadáveres para empanadillas

Jorge Beltrao Negromonte da Silveira and cia

Tres miembros de una secta se enfrentan a más de 30 años de prisión en el juicio contra ellos que acaba de comenzar por asesinar y comerse partes de los cadáveres de dos mujeres entre 2008 y 2012. Además, utilizaron los cuerpos para hacer el relleno de unas empanadillas, supuestamente hechas con atún y pollo, que vendían a los vecinos, escuelas y hospitales de Garanhuns, Brasil.

Jorge Beltrao Negromonte da Silveira, de 52 años, su esposa Isabel Cristina Pires, de 53 años, y la señora Bruna Cristina Oliveira da Silva, de 28 años, que vivía con la pareja, atrajeron a las víctimas con el pretexto de un trabajo de niñera.

El hombre, su esposa y su amante fueron detenidos en abril de 2012, después de que los investigadores encontraran en el patio trasero de su casa algunas partes de los cadáveres de dos mujeres. Tras su detención, confesaron los crímenes y alegaron que formaban parte de una secta cuyo objetivo era purificar el mundo y reducir la población. Los investigadores lograron averiguar que las partes restantes de los cuerpos fueron conservadas en una nevera y que una parte de estos restos se los comieron los detenidos y la otra fue utilizada para realizar una pasta con la que rellenaban empanadillas que luego vendían como si fueran de atún y pollo a vecinos, escuelas y hospitales.

Durante el registro, la policía encontró un libro de 50 páginas, «Revelaciones de un esquizofrénico», escrito por el propio Silveira. En el relato, contaba que escuchaba voces y que estaba obsesionado con matar a las mujeres. Uno de los capítulos más ecalofriantes fue el que hacía referencia a la muerte en 2008 de Jessica Camila da Silva Pereira, de 17 años. Sin embargo, cometieron el error de intentar usar la tarjeta de crédito de una de sus víctimas, lo que alertó a la Policía y les puso sobre la pista.

En la apertura del juicio, la señora Silveira mostró su arrepentimiento y dijo que los asesinatos habían sido «un horrible error monstruoso. Fue un momento de debilidad extrema y de brutalidad del que me arrepiento», dijo ante el tribunal según recoge el canal de noticias G1.

Comentarios en Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies