Chen, casado y de 44 años, acudió al médico con fuertes dolores de barriga y con sangre en la orina. Para su sorpresa, el diagnóstico fue que en realidad se trataba del periodo de menstruación propio de la mujer, según publica el diario Daily Mail.

 

intersexual chen

 

El hombre proveniente de la provincia de Zhejiang, China, decidió visitar a su médico de cabecera junto a su esposa. Tras un examen completo, los médicos detectaron que poseía un cúmulo de órganos reproductores femeninos en su interior, junto al órgano reproductivo masculino.

Según afirmó un portavoz del hospital, los médicos dudaron inicialmente del extraño diagnóstico. “Llevaba pelo corto, vestía como un hombre y jamás habríamos pensado que fuera en realidad una mujer”.

Por su parte, Chen afirmó que notaba que algo no iba bien, ya que últimamente se sentía con una sensación constante de fatiga y con la cara y piernas hinchadas, además de encontrar sangre en su orina de forma casual.

Con todo ello, y gracias a una tomografía computarizada, se pudo descubrir que el hombre tenía útero y ovarios, a pesar de tener pene, al tiempo que un examen cromosómico revelaba que Chen en realidad contaba con dos cromosomas sexuales XX, lo cual lo convierte genéticamente en una mujer.

El hombre también sufre de hiperplasia suprarrenal congénita, una enfermedad genética que hace que las glándulas suprarrenales se hinchen debido a una disminución de la hormona del estrés y un aumento en las hormonas sexuales masculinas. Por su salud, un bulto tuvo que ser posteriormente estirpado quirúrgicamente de sus glándulas suprarrenales.

Este es uno de los casos médicos más extraños que se registran. Los médicos aún no han determinado si Chen es un hermafrodita o una persona intersexual, aunque todo parece indicar que posee los dos tipos de órganos genitales.

Según los especialistas, es demasiado tarde para que Chen pueda buscar un tratamiento médico que ponga fin a su problema, ya que sólo resulta eficaz en personas más jóvenes.