Los servicios de emergencia lograron salvar el niño cuando ya se encontraba en parada cardiorespiratoria

bebe_abandonado

Una mujer tiró en Nochebuena a su recién nacido a un patio del inmueble de su casa de Madrid tras dar a luz sin que nadie lo supiera, pero la abuela del bebé logró salvarle la vida al encontrar el cuerpo horas después y avisar a los servicios de emergencia. La rápida intervención de dos agentes de la Policía Nacional fue providencial para que el bebé no muriera, ya que cuando acudieron al lugar estaba ya en parada cardiorrespiratoria y le practicaron las maniobras de reanimación hasta la llegada de los servicios sanitarios.

 

El suceso conocido hoy ocurrió la madrugada del pasado día 24, día de Nochebuena, cuando una mujer dio a luz en su vivienda del madrileño barrio de Canillejas y tras cortar el cordón umbilical envolvió al bebé en un pantalón vaquero y lo arrojó desde la ventana de su cocina a un patio interior. A continuación, la mujer avisó a sus padres, que desconocían que había estado embarazada, para que la llevaran al hospital porque decía haber sufrido una fuerte hemorragia.

 

Horas después, durante las cuales el bebé permaneció a la intemperie, la abuela del bebé acudió a la cocina del inmueble y, al mirar por la ventana, observó que en el patio había un bebé. Según fuentes policiales, rápidamente salió a recogerlo y avisó a los servicios de emergencia.

 

Pero los primeros en llegar fueron dos agentes de la Policía Nacional que se encontraron al bebé arropado con varias mantas, con una grave hipotermia y en parada cardiorrespiratoria.

 

Los policías procedieron a su reanimación hasta la llegada de los sanitarios que lo trasladaron al hospital, donde quedó ingresado con pronóstico reservado.

 

La madre del recién nacido fue detenida posteriormente como presunta autora de un delito de asesinato en grado de tentativa.

 

VN:F [1.9.22_1171]
PUNTUA ESTA NOTICIA!
Votaciones: 0.0/10 (0 votos)


Facebooktwittergoogle_plus