enterrado vivo

Una mujer que visitaba la tumba de un familiar en el cementerio de Ferraz de Vasconcelos (Sao Paulo, Brasil) se llevó un susto del que le costará seguramente recuperarse. Tras oír unos ruidos extraños en una tumba vecina que había sido utilizada recientemente, se acercó y comprobó extrañada que unos brazos salían de la tierra tratando de abrirse paso.

Tras dar aviso a las autoridades, un equipo de rescate se personó rápidamente y pudieron comprobar que se trababa de un hombre que fue dado por muerto y enterrado aun con vida.

El hombre se recupera ya en un centro hospitalario donde lo están sometiendo también a una serie de pruebas psicológicas, para evaluar las posibles consecuencias tras haber sido enterrado en vida.

La policía cree que se vio involucrado en una pelea, en el transcurso de la cual fue golpeado por sus atacantes hasta que se desmayó, después de lo cual fue llevado al cementerio donde procedieron a enterrarle. Es el segundo caso que se da en Brasil este año.