Como si de un pájaro alimentando a su cría se tratase esta madre se encarga de darle de comer a su hijo pequeño a base de gusanos vivos.

Para muchos puede resultar asqueroso, pero no será la primera vez que escucháis que los gusanos son altamente nutritivos y de alto valor proteico. En muchos lugares asiáticos se usan como alimento aunque cuesta hacerse a la idea.