En este vídeo, Dylan Thomas, un joven australiano -no confundir con el genial literato gales ya fallecido- presume de tener en su abdomen una de las picaduras de araña más raras y espeluznantes que hayamos visto. Sucedió durante unas vacaciones en Bali, y , de hecho, tuvo que ser operado de urgencia allí para extraerle un insectoque le estaba circulando en el pecho bajo la piel

Las vacaciones de Dylan en Bali no fueron todo lo maravillosas que él hubiera deseado. Se despertó el sábado de la semana pasada con una extraña sensación en el ombligo y observó una marca roja que parecía la picada de un insecto. Después de consultar con un farmacéutico se puso una crema contra las alergias pero la picada se extendía hacia el pecho.

Dos días después, este joven australiano ya tenía un sendero rojo de más de 30 centímetros con la piel levantada en forma de ampollas y en dirección a su cuello. Entonces se encendieron todas las alarmas y decidió acudir al médico. Fue operado de urgencia en Bali para extraerle del pecho una araña que le estaba circulando bajo la piel.

Los médicos descubrieron una pequeña araña venenosa que había estando excavando por la piel del joven, y dejando restos de veneno en el cuerpo. Afortunadamente, el animal no pudo cruzar las capas internas de la piel y el joven se recupera del susto, al tiempo que se hace famoso en medio mundo, claro…