Adam Lyons es un joven empresario que vive junto a su familia en su casa de Texas, en Estados Unidos. Su situación podría ser la de cualquiera, pero en su caso la familia está formada por él, sus dos novias y sus dos hijos. Según cuenta ‘The Sun’, al principio Adam tenía una relación con Brooke, con la que había tenido dos hijos, pero entonces decidieron ampliarla. Conocieron a Jane y formaron una familia con tres padres, lo que consideran podría ser el futuro de las relaciones y la crianza de los hijos: «Para nosotros, ser tres personas funciona porque nos permite gestionar la vida diaria mucho mejor. Muchos de nuestros amigos tienen relaciones normales con niños, puestos de trabajo y todas las otras responsabilidades típicas y los veo luchando para hacer malabares con sus vidas. Es difícil con dos personas. Para nosotros, entre tres definitivamente funciona mejor», explica Adam.

Al ser tres padres, los niños no suponen demasiado trabajo ya que siempre hay alguien que puede quedarse a cargo de ellos: «Con tres padres, siempre tenemos la posibilidad de que una persona pueda cuidar a los niños y, como resultado, todos tenemos un montón de tiempo». De hecho, los tres trabajan en la consultoría de negocios que Adam tiene en la casa de al lado, lo que facilita mucho la relación familiar: «Nuestra casa está a un minuto a pie de nuestra oficina. Adam y yo podemos tener reuniones en la oficina y volver a casa para almorzar con Brooke y los niños. Nos permite pasar más tiempo juntos».

La familia está a punto de crecer todavía más, ya que Jane se ha quedado embarazada. «Cuando antes tenía novios, nunca había querido tener hijos. Siempre pensé que cuando tenías un bebé, te convertías en un esclavo de tu hijo. Pero al ver crecer a los niños con tres padres alrededor, he visto que esta situación hace que todo sea más factible», explica Jane. Por su parte, Brooke se muestra encantada con la situación e incluso piensa en un matrimonio: «Definitivamente, queremos más niños y me gustaría tener una boda para mostrar mi compromiso con Adam y Jane».