• Grillo buscó su casa usando Street View en 2009 y se dio cuenta de que había una imagen de ella inclinándose hacia adelante en su porche, dejando al descubierto su escote
  • En 2011 demandó a Google por daños emocionales
  • El gigante fuer ordenado a pagar 2.500 dólares 

street-view-car

La app de Street View de Google Maps nos ha dado vistas impresionantes desde diferentes perspectivas. Sin embargo, también nos ha mostrado algunas imágenes chocantes y un tanto cuestionables.

En el caso de la canadiense María Pia Grillo, caería en el renglón “cuestionable”.

De acuerdo con una decisión de 17 páginas, publicada por GigaOM, Grillo buscó su casa usando Street View en 2009, y se dio cuenta de que había una imagen de ella inclinándose hacia adelante en su porche, dejando al descubierto su escote.

A pesar de que su rostro había sido “borrado” en la imagen original, había suficiente información en la imagen para identificarla.

En 2011, Grillo decidió tomar acción legal contra Google, plantándole una demanda de 45,000 dólares por daño emocional, que incluía depresión y la burla de sus compañeros de trabajo.

Grillo también exigió que Google que la borrara  de la imagen (o, en este caso, desenfocara), junto a la matrícula de su coche y su dirección.

A pesar de que Google cumplió con la última solicitud, la compañía rechazó sus demandas de dinero, razonando que Grillo estaba en un espacio público y que no había ninguna conexión entre su angustia emocional y el incidente de Street View.

 

grillo

 

A principios de mes, el juez se puso de parte de Google en que el incidente no parece estar directamente conectado a la angustia mental declarada por Grillo. El juez incluso preguntó a Grillo por qué había esperado dos años para presentar la demanda.

Sin embargo, según el juez, sólo porque alguien esté en un lugar público no significa que pierde sus derechos de privacidad.

Por consiguiente, el juez ordenó a Google a pagar 2.250 dólares a Grillo, además de un adicional de 159 dólares para los gastos de la corte.