Un hombre que intentaba salir de un aeropuerto cubano con 66 colibrís de contrabando cosidos en su pantalón fue detenido por la Guardia Aduanera. El contrabandistas estuvo a punto de lograr subir en el avión ya que los detectores antimetales no alertaron de lo que llevaba en su interior, sin embargo las inusuales protuberancias de su pantalón hicieron saltar las alarmas entre los vigilantes.

colibris cosidos a pantalonColibrís cosidos en el pantalón del detenido.

Las curiosas protuberancias que mostraba en su pantalón le delataron. La policía aduanera del aeropuerto internacional Ignacio Agramonte, en la ciudad cubana de Camagüey, le dio el alto y le pidió que se bajara los pantalones. El hombre aseguró que tan sólo tenía una paloma en ellos y que era un regalo para su nieto, la sorpresa fue mayor cuando los agentes descubrieron hasta 66 colibrís cosidos en su ropa.

Los colibrís tenían los picos sellados con cinta aislante para que no se les escuchara cantar. Las primeras hipótesis apuntan a que todas las aves fueron robadas y el detenido pretendía salir del país con ellas para cobrar miles de dólares. Este contrabandista estuvo a punto de lograr su cometido ya que el detector antimetales del aeropuerto no detectó el plumaje de las aves.

Sin embargo, las protuberancias inusuales que mostraba en su pantalón y la forma lenta en la que caminaba terminaron delatándole.